PolíticaSin categoría

Jorge Volpi desempolva el caso Cassez-Vallarta

Sin pruebas, sin juicio, sin la presunción de inocencia, sin el debido proceso, Israel Vallarta y su ex novia Florence Cassez fueron encarcelados. Se les acusó de ser secuestradores y jefes de la Banda del Zodiaco. Como una banda no puede tener dos integrantes, entonces arrestaron a los hermanos de Israel y a los sobrinos.  El gobierno de Francia y muy en especial el entonces presidente Nicolas Sarkozy defendió a Cassez a capa y espada no por combatir un encarcelamiento injusto, sino porque la francesa se convirtió en un botín político. Por su lado el entonces presidente  Felipe Calderón, también de derecha como Sarkozy, sin prueba alguna hizo lo posible para que Cassez se pudriera en la cárcel. Quien se quedara con la francesa, ganaba la batalla. Cuando Calderón dejó la presidencia, Cassez fue liberada, pero los Vallarta se quedaron en la cárcel, el en olvido sin un presidente que los defendiera. Los Vallarta fueron brutalmente torturados. Israel lleva 12 años en una prisión de alta seguridad. Los periodistas José Reveles y Emmanuelle Steels, de manera independiente, sin conocerse y simultáneamente, investigaron el caso a fondo. Entrevistaron a todas las partes y leyeron miles de hojas de los expedientes. Reveles y Steels llegaron a la misma conclusión: No existió nunca la banda de los Zodiacos, Cassez y los Vallartra son inocentes, todo fue mentira, todo fue un montaje.

 

Con todo el material recolectado, José Reveles publicó el libro: El Affaire Cassez (Editorial Planeta) y Emmanuelle Steels escribió El Teatro del Engaño (Editorial Grijalbo, del Grupo Random House). Por razones que aún no están de todo claras, Genaro García Luna, Secretario de Seguridad Pública en el gobierno panista de Calderón y su amigo y colaborador Luis Cárdenas Palomino estaban sediendos de éxitos en la supuesta lucha contra el crimen organizado. Cuando el empresario Eduardo Cuahutémoc Margolis le pidió a su amigo García Luna que le diera “un calambre” a Israel Vallarta, que lo tuviera unas semanas en la cárcel, ésta fue la oportunidad de oro para matar dos pájaros de una pedrada: hacerle el favor a Margolis y presumir la captura de “una banda de secuestradores”. Televisa, mediante el noticiero de Carlos Loret de Mola se prestaron a un montaje mediático pues el anuncio de una captura de secuestradores en vivo les daría un enrome raiting. La Policía Federal preparó el set donde se realizaría la captura de los secuestradores y sus víctimas desde el día anterior. Lo más impresionante fue el manejo de la prensa con una lluvia de boletines oficiales plagados de mentira que todo mundo creyó.  Las autoridades para tapar una mentira, decían otra cada vez más grande. El montaje creció como bola de nieve.  En un país donde casi todos los crímenes quedan impunes, donde el secuestro es toda una industria, fue muy fácil atizar el odio contra Cassez. Ella, finalmente fue liberada, pero los Vallarta no.

Jorge Volpi supo de este caso y decidió hacer una novela de no-ficción titulada Una Novela Criminal. José Reveles y Emmanuelle Steels compartieron con Volpi toda la información que juntaron a lo largo de los años; incluso lo acompañaron a entrevistar a Israel Vallarta a a la prisión. Le dieron todos los contactos y toda la ayuda posible. Una Novela Criminal , acaba de ganar el Premio Alfaguara, uno de los más altos galardones del mundo para un autor en lengua castellana.

 

 

A continuación, el audio de la conferencia de prensa del 31 de enero de 2018. Jorge Volpi en propia voz.